Carmelo Anthony y su esposa La La se separan en lo que significa un nuevo golpe para el jugador de los Knicks.

Según informa TMZ, ambos ya estarían viviendo por separado desde hace, al menos, una semana. Ponen así fin a una relación que se inició en 2004 y por la que tienen un hijo de diez años, Kiyan.

Es el ultimo episodio de una temporada aciaga para Anthony. Un golpe en su faceta personal que se suma a la profesional, donde el bajo rendimiento tanto de él como de su equipo dejó a los Knicks fuera de los playoffs en una decepcionante campaña.

Por todo, hay rumores que indican que saldrá de la franquicia, aunque él ha manifestado su invención de quedarse.