El Liverpool ha emitido en la mañana del viernes un comunicado en el que declaran intransferible al mediocentro brasileño de 25 años, Philippe Coutinho.

Además, la entidad afirma que es una postura "definitiva" y que seguirá en la plantilla de los 'Reds' cuando se cierre el mercado de fichajes de verano.

El centrocampista estaba siendo pretendido por el Futbol Club Barcelona, que busca recambios tras la salida del conjunto blaugrana de la estrella 'carioca', Neymar.

El entrenador del equipo del condado de Merseyside, Jürgen Klopp, afirmó ayer en rueda de prensa que el club no necesita vender a nadie y que su prioridad es mejorar la plantilla.

"No se trata de cuánto están dispuestos a pagar, si no de que no tenemos la necesidad de vender", agregó. El club, además, lo ha anunciado con un mensaje muy conocido este verano gracias a Piqué: "Se queda", ha tuiteado en español el club inglés.

Por su parte, el jugador brasileño ya ha trasladado a la dirección del club que quiere salir con rumbo a Barcelona, y viendo la postura de los reds, ha optado por pedir el llamado transfer request, es decir, una solicitud formal de traspaso.

Tras esta negativa, al club español se le podría una de las opciones más requeridas y deberá seguir buscando en el mercado. Al mismo tiempo, en Alemania, la ausencia en el entrenamiento del internacional francés, Dembélé, podría hacer que acercase su llegada al club de la Ciudad Condal.

Coutinho lesionado

En medio de la vorágine del fichaje, el Liverpool anunció a través de sus redes sociales que el atacante brasileño sufre molestias en la espalda y no podrá estar en el debut liguero del equipo 'red' ante el Watford.

Instantes después, el entrenador Jürgen Klopp confirmó en rueda de prensa  la lesión que dejará a Coutinho fuera de los terrenos de juego en la primera jornada de la Premier League.

Queda la duda de saber si esta lesión es importante o es una manera de tensar la cuerda para evitar que el fichaje por el Barcelona.