El gran favorito para ganar el concurso de triples de la NBA 2017 era Aaron Gordon. El jugador de Orlando Magic tenía un espectacular truco para llevarse el triunfo, pero no pudo ser así.

Sonando de fondo la música de 'Star Wars', un dron entró en la pista de Houston llevando la pelota. La nave la manejaba Gordon y el dron la soltó para que el jugador de los Magic machacara.

No obstante, las cosas no salieron como él esperaba y al final el triunfo fue para Glenn Robinson III.