Después de que la Federación Española de Halterofilia (FEH) haya anunciado un caso de dopaje en la rusa Nadezhda Evstyukhina y otro en la china Lei Cao, ambas en los Juegos Olímpicos de Pekín, se le concederá a Lydia Valentín la medalla de plata en dichos Juegos.

Así lo ha comunicado la FEH en su cuenta oficial de Twitter:

Valentín quedó quinta en la categoría de 75kg de los Juegos de Pekín, en los que debutó y obtendría la plata con las descalificaciones de la campeona Lei Cao, por presencia de hormonas y agentes anabólicos, y la búlgara Iryna Kulesha, por el uso de agentes anabólicos y que quedó cuarta.

Dos de esa quincena de positivos tras los reanálisis de las muestras de hace ocho años, junto al de la rusa Evstyukhina, bronce y cuyo positivo desveló el pasado mes de junio, según la FEH.

Con esta medalla, la berciana pasaría a ser una de las deportistas más laureadas de la historia de la halterofilia mundial y del olimpismo español, ya que sumaría tres medallas en tres citas olímpicas diferentes.

A la plata de Pekín se sumaría el oro en Londres, el cual llegó el pasado 27 de julio tras la descalificación de las tres rivales que quedaron por delante de ella, y el bronce conquistado en los últimos Juegos de Río de Janeiro.

Junto a estos casos, sobresalen los de otras dos halterófilas chinas que fueron campeonas olímpicas chinas en 2008: Chen Xiexia, que ganó en la categoría de 48 kilos, y Liu Chunghong, en la de 96. La Federación ha suspendido provisionalmente a todas las implicadas hasta que los casos estén definitivamente cerrados, tras lo cual podrá hacerse cargo de la gestión de los resultados.

Reclamará "daños y perjuicios"

La halterofilia española se ha visto perjudicada al no disponer de los recursos que hubiera obtenido para poder realizar entrenamientos de mayor calidad Valentín reclamará "daños y perjuicios" por recibir con varios años de retraso las medallas de Londres -oro- y Pekín -plata- al detectarse que algunas rivales que la superaron se doparon.

"Es vergonzoso que se haya producido algo así y, una vez que se cumpla el periodo estipulado de reclamación por parte de los deportistas -60 días- y el Comité Olímpico Internacional (COI) confirme oficialmente las clasificaciones de estos Juegos, daremos los pasos necesarios para que se me restituya en lo que es mío y de mi deporte", ha asegurado.

De hecho, ha recalcado que la halterofilia española se ha visto "muy perjudicada por estas situaciones, ya que no ha podido tener el protagonismo que habría ganado, ni disponer de los recursos que hubiera obtenido para poder realizar entrenamientos de mayor calidad".

Respecto a la cuantía que podría exigirse, previsiblemente a través del Comité Olímpico Español (COE), dando traslado al COI para que éste actuara ante las Federaciones afectadas por los casos de dopaje, Lydia Valentín ha señalado que "es difícil de saber la cantidad, pero habrá que cuantificarlo porque este deporte no es el fútbol u otros mayoritarios" y los deportistas viven de las becas, ha dicho.