La Policía Nacional ha detenido en Ceuta a un hombre por un presunto delito de usurpación de paternidad al haberse presentado en el Servicio de Menores para reclamar a un bebé que no era suyo para entregarlo a un matrimonio sin hijos y llevarlo a Marbella (Málaga).

Según ha informado este miércoles la Jefatura Superior de Policía en un comunicado, la detención se ha llevado en el marco de una investigación sobre una práctica habitual en mujeres marroquíes embarazadas que cruzan la frontera para dar a luz y que cuando ingresan en el hospital no aportan datos sobre su identidad.

Posteriormente, algún familiar aporta documentación de la supuesta madre, siendo en realidad de otra persona de las mismas características, a fin de usurpar la identidad de la auténtica madre en el certificado hospitalario. La policía investigó el caso de una mujer que dijo no poder hacerse cargo del bebé y que el mismo sería entregado a un matrimonio que no tenía hijos.

La parturienta, al ser descubierta, dijo que no podía hacerse cargo de la niña, formalizando la renuncia ante el Servicio Técnico de Menores de Ceuta, quedando como responsable de la menor esta entidad protectora.

Dijo ser el padre del bebé ante el Servicio de Menores, dejando en evidencia el desconocimiento de la situación de la madrePosteriormente se tuvo conocimiento de que un individuo se había puesto en contacto con el Servicio de Menores, manifestando que era el padre del bebé, por lo que se programó una entrevista con él, dejando "en evidencia un desconocimiento" de la situación de la madre del bebé, en cuanto a todo el proceso del embarazo, situación personal, domicilio e incluso datos personales como filiación completa de la misma.

Los agentes determinaron que personas del entorno de la madre, al saber de la precariedad de ésta y de su falta de recursos, contactaron con el detenido para que realizara las gestiones para figurar como padre y entregar la niña a un matrimonio de forma ilegal.

El detenido, cuya identidad no ha sido facilitada, ha sido puesto en libertad tras haber pasado disposición judicial.