Los idiomas de extremo oriente, como el chino mandarín, el japonés o el coreano, suenan extremadamente difíciles para los que estamos acostumbrados a lenguas de origen indoeuropeo. Una prueba de su complicación la ofrece un usuario de Reddit, que ha creado un mapa de Europa con los nombres de cada país en estos tres idiomas.

Así, vemos que españa es Xibanya (chino mandarín), Seupein (coreano) o Supein (japonés). Especialmente sonoro es Portugal en chino: Putaoya. Algunos países son realmente difíciles de adivinar: Deguo, Dogil o Doitsu son los nombres chino, coreano y japonés de Alemania.

Otros países, como Italia, no varían mucho: Yidali, Itallia o Itaria.

Países