La convocatoria, publicada este viernes en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC), busca promover la eliminación de barreras arquitectónicas en edificios destinados a la prestación de servicios públicos, con la finalidad de adaptar las condiciones del edificio a las disposiciones vigentes en materia de accesibilidad, o de mejorar

las condiciones de accesibilidad en la comunicación.

La orden cuenta con una dotación financiera de 300.000 euros y podrán acogerse a esta convocatoria aquellas entidades locales de la Comunidad Autónoma que presenten proyectos de accesibilidad en edificios sobre los que ostenten la titularidad o tengan la disponibilidad jurídica y material para realizar las obras o intervenciones subvencionables.

Los proyectos irán destinados a establecer las condiciones funcionales y de dotación de elementos, así como las de información y señalización necesarias para garantizar la accesibilidad total o parcial en el edificio.

Según ha señalado el Ejecutivo en un comunicado, la accesibilidad universal, como condición que deben cumplir los entornos, bienes y servicios para que puedan ser practicables y utilizables por todas las personas en condiciones de seguridad y comodidad, constituye una demanda social que se ha venido incorporando al ordenamiento jurídico del Estado en los últimos años.

Así, la Ley General de Derechos de las personas con discapacidad establece que los poderes públicos han de adoptar las medidas pertinentes para asegurar la accesibilidad universal, entre otros ámbitos, en los servicios e instalaciones abiertos al público o de uso público, tanto en zonas urbanas como rurales.

En el exterior del edificio se podrán acometer proyectos destinados a crear itinerarios accesibles, tales como la instalación de vados, rampas no mecánicas o pasamanos.

Y por lo que se refiere a la comunicación vertical las ayudas permitirán financiar la instalación de ascensores o rampas, plataformas elevadoras, pasamanos, y excepcionalmente y debidamente justificado, plataformas salva escaleras.

En las plantas servirán para acometer actuaciones que faciliten el acceso entre la planta y las zonas de uso público. Asimismo, permitirán la dotación de elementos que faciliten la accesibilidad, tales como: plazas de aparcamiento, aseos, vestuarios, puntos de atención, punto de llamada o servicios higiénicos.

Además, esta convocatoria contempla la señalización de espacios y elementos accesibles, así como la instalación y dotación de mecanismos o alternativas técnicas que hagan accesibles los sistemas de comunicación y señalización a toda la población, como son la cartelería

con braille y altorelieve, pictogramas, bucles magnéticos o pantallas de información.

Como máximo cada entidad local podrá solicitar subvenciones para obras o intervenciones en dos edificios distintos. El plazo de presentación de las solicitudes será de un mes a partir de este sábado, 22 de abril.