La banca vive un momento de profunda transformación en un mundo en el que las nuevas tecnologías marcan el día a día de personas y empresas. Así lo ha detectado BBVA, cuyo presidente, Francisco González, tiene claro que estas nuevas tecnologías están impulsando la transformación
del sector financiero. Las entidades están "compitiendo por ser los Amazon o Netflix de la banca", afirma, a la vez que espera que BBVA sea "uno de los ganadores" de esa competición.

Esta fue la principal idea que González defendió durante la presentación del noveno libro de la colección OpenMind que BBVA publica anualmente El próximo paso: La vida exponencial, en el que 20 expertos internacionales reflexionan sobre las "inmensas oportunidades" que las llamadas "tecnologías exponenciales" ofrecen a la humanidad, así como los riesgos e incógnitas que plantean. Puedes descargar ya El próximo paso: La vida exponencial clicando en la siguiente imagen (formatos disponibles: Kindle | EPUB | PDF):

Descarga aquí 'El próximo paso: La vida exponencial

El libro está disponible gratuitamente en español e inglés y en diferentes formatos. Ya son más de 200 los autores que participan en la plataforma colaborativa OpenMind, puesta en marcha para generar y difundir conocimiento en beneficio de la sociedad y poner al alcance de todos la era de las oportunidades.

La cuarta revolución industrial y el consumidor

González destaca que "cualquiera de las tecnologías exponenciales (computación móvil, big data, bioingeniería, robótica, inteligencia artificial o Internet de las cosas) tiene un enorme poder por sí mismas", pero "es la interacción entre ellas lo que marca la diferencia". Estas tecnologías tienen la capacidad de "hacer
desaparecer las fronteras entre el mundo físico, el digital y el biológico", y los consumidores "van a ser los verdaderos ganadores de esta cuarta revolución industrial", accediendo a bienes y servicios "mejores y más baratos", ha asegurado.

Aunque el presidente de BBVA reconoce que estos cambios están generando también desconcierto y ansiedad en la sociedad porque "la gente está preocupada por sus empleos", se muestra firmemente convencido de que "a medio y largo plazo, se van a crear mejores trabajos, como sucedió en las revoluciones anteriores". En cuanto a la financiera, muchas de las tecnologías exponenciales están llegando ya a la banca e impulsando una transformación que "va a generar unos enormes beneficios para los clientes, en términos de calidad, variedad y precio de los productos".

Por otra parte, defiende que esto supone "una profunda reforma estructural que va a impulsar el crecimiento y a reducir la pobreza y la marginalidad" y que  permitirá acceder a los servicios financieros a "muchos millones de personas de menor renta en todo el mundo, mejorando su calidad de vida y sus oportunidades para prosperar". Sin embargo, González ha advertido que "nos dirigimos hacia una nueva y mejor industria financiera, pero no sabemos cuál será su configuración final, ni si los bancos tendrán en ella una posición relevante o ninguna en absoluto".