Eurovisión es un certamen de canción, pero también la imagen cuenta, y mucho. Algunos de los participantes en esta edición de 2017, en Kiev, provocaron no sólo la admiración por sus voces, sino también por su físico. Estos son algunos de los que más piropos recibieron.

IMRI (Israel): Imri Ziv, conocido como IMRI, representó a uno de los países con más tradición el certamen y aprovechó para marcar músculos en una camiseta sin mangas.

Israel

Anja Nissen (Dinamarca): Esta joven de 21 años nació en Australia, hija de daneses. Antes del concurso ya había llamado la atención de algunos fans.

Dinamarca

Ilinca (Rumanía): Ilinca Bacila sorprendió al público con su canto a la tirolesa, pero también por su belleza. Fue muy comentado el beso de su compañero Alex Florea.

Rumanía

Demy (Grecia). Con 25 años, Dimitra Papadea, de nombre de guerra Demy, también acaparó muchas miradas.

Grecia

Alma (Francia): Esta lyonesa de 28 años estudió en Estados Unidos, trabajó en Milán y este sábado en Kiev enamoró al público.

Francia

Robin Bengtsson (Suecia): con tan solo 27 años, Robin Bengtsson, el representante sueco, fue seguramente el que más piropos recibió durante la gala.

Suecia