En respuesta a una pregunta del presidente del Grupo Parlamentario de Podemos, Pablo Echenique, el presidente aragonés ha aseverado que este recrecimiento "es positivo para los intereses generales de Aragón desde cualquier punto de vista, no solo para los regadíos de Bardenas, sino para agua de boca" para más de 850.000 aragoneses, así como para la laminación de avenidas.

Javier Lambán ha recordado que esta obra fue objeto de un gran debate hace años y que concluyó con el consenso del 80 por ciento de los participantes, lo que confiere al proyecto "uno de los más altos grados de consenso en obras públicas en Aragón".

Ha dejado claro que no apoyaría "jamás" una obra que por mucho que beneficiara a los intereses generales pusiera en riesgo la seguridad de las personas, puntualizando que las consideraciones sobre la seguridad "no pueden ser establecidas por criterios políticos", sino que depende de los técnicos, tras lo que ha observado que quienes firman la seguridad "lo hacen con pleno conocimiento de causa" porque se juegan "ir a la cárcel".

Ha mencionado un informe del Gobierno de Navarra en el que unos técnicos hablan de riesgos y "los más cualificados" dicen que lo que dará definitiva seguridad al estibo derecho será el recrecimiento porque apelmazará la ladera y "si existiera una centésima de riesgo el recrecimiento lo evitaría definitivamente".

PALANCA

Por su parte, Pablo Echenique ha aseverado que el recrecimiento de Yesa, "una de las palancas más grandes" en las que -ha dicho- Lambán ha apoyado su carrera política, "es el Castor aragonés", no solo por "los sobrecostes enormes" o porque el empresario Florentino Pérez "esté detrás de los pelotazos", sino también "por los temblores", ya que tanto Yesa como el proyecto Castor han sido "irresponsablemente" construidos en zonas de riesgo sísmico "y los temblores podrían conllevar una tragedia".

Ha aludido a las diferentes opiniones sobre este asunto, la del Gobierno regional y el Ministerio de Fomento "diciendo que no pasa nada", de otro lado el Gobierno de Navarra y la UZ "advirtiendo de los peligros".

"A mí no me vale" que la probabilidad de una tragedia sea "muy baja", ha continuado Pablo Echenique, situando en este punto su rechazo al recrecimiento. Ha aseverado que "esto no va de política", sino "de seguridad, y la seguridad de la gente es lo primero" y ha concluido espetando al presidente que "si el plan sigue adelante y nos toca ver ese fatídico telediario, tanto usted como yo recordaremos lo que hoy dijimos".