El concejal de Ahora Madrid, Guillermo Zapata, ha anunciado este jueves en las redes sociales que se da de baja en Podemos después de que la formación le exigiese que abonara parte de su sueldo al partido que lidera a nivel regional Ramón Espinar. Zapata se ha negado a cumplir con la carta financiera de Podemos, lo que le ha costado ser expedientado junto a otros concejales de Manuela Carmena, como el delegado de Seguridad Javier Barbero, según avanzó eldiario.es.

Esta mañana me he dado de baja como inscrito en Podemos "Hace unos meses recibí un mail en el que se me solicitaba cumplir la carta financiera de Podemos por ser cargo electo de la organización", afirma en su Facebook el edil del Ayuntamiento de Madrid, que asegura que forma parte de Podemos desde la celebración de la últimas elecciones europeas (2014), aunque precisa que se presentó a los comicios municipales de 2015 con Ahora Madrid.

"Ahora Madrid tiene su carta financiera con la que cumplo puntualmente y a la que me debo, entre otras cosas porque firmamos un compromiso por escrito en relación a la misma (En unos días haré las donaciones correspondientes al primer semestre de 2017 como hago cada año antes del verano)", sostiene Zapata.

"Ayer (por el pasado martes) recibí un mail con una denuncia al comité de garantías de Podemos por el incumplimiento de su carta financiera. Esta mañana me he dado de baja como inscrito en Podemos y por tanto ya no haré lo que había venido haciendo hasta ahora en Podemos desde un punto de vista orgánico: Participar en consultas", explica.

Y concluye: "Cualquier organización tiene derecho a poner en marcha los mecanismos que considere orgánica y financieramente en relación a lo que considera sus bases, sus cargos, etc. Así que más allá de la cierta pena que me da perder ese vínculo con Podemos, creo que era lo más razonable para no dar lugar a equívocos. Como siempre y cómo hasta ahora, toda la disposición para echar manos en lo que pueda echarlas".

También a otros seis concejales más

Podemos Madrid ha exigido que contribuyan al partido con parte de su sueldo como concejal de la capital, además de a Guillermo Zapata, a Rommy Arce, Pablo Soto, Javier Barbero, Celia Mayer, Pablo Carmona y Montserrat Galcerán, por ser cargos públicos inscritos a la formación y a su Código Ético y carta financiera.

Por el contrario, los ediles que sí han contribuido con lo exigido en la carta financiera municipal de Podemos Madrid son Rita Maestre, José Manuel Calvo, Marta Gómez Lahoz y Esther Gómez, Jorge García Castaño y Paco Pérez. El resto, entre ellos la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, no están inscritos en Podemos y, por tanto, no tienen que aportar a la formación morada, según han detallado fuentes del Consejo Municipal Ciudadano.

Este órgano ha instado en el último año hasta en tres ocasiones a los ediles 'morosos' que aporten el salario mínimo que en términos generales deben aportar a la formación. Sin embargo, no han obtenido respuesta a todos esas misivas, según las mismas fuentes. Por ello, el caso ha caído en la Comisión de Garantías Democráticas de Podemos Comunidad de Madrid, que ya ha reclamado formalmente, vía expediente, dichos incumplimientos.

Ahora este órgano regional está a la espera de las respuestas de estos siete concejales para tomar las correspondientes decisiones. Guillermo Zapata ya ha respondido vía Facebook que se da de baja como inscrito en Podemos.

"Es de obligado cumplimiento"

Por su parte, Podemos Madrid ha justificado esta exigencia alegando que "la aplicación del código ético de Podemos a las personas inscritas en la organización es un mandato democrático de obligado cumplimiento de todos los inscritos e inscritas que han debatido, elaborado y votado mayoritariamente los documentos en las Asambleas Ciudadanas municipales, autonómicas y estatal".

Ambos códigos éticos no son excluyentes, los inscritos en Podemos deberán cumplir con los dos "Todos las personas inscritas en Podemos que ejercen un cargo electo o trabajan como eventuales para la Administración, están sujetas y mandatadas por el código ético de Podemos desde el momento de su inscripción. Este código ético se complementa sobre cualquier otro código ético asumido en la participación de cualquier candidatura ciudadana de unidad popular impulsada o participada por Podemos, tal y como se establece en el mismo código ético de Podemos", recuerdan en un comunicado emitido esta tarde.

En el caso de los concejales de Ahora Madrid, cómo el código ético de la candidatura de unidad popular y el código ético de Podemos "no son dos compromisos mutuamente excluyentes, los inscritos en Podemos deberán cumplir con los dos". "A la limitación inicial de 4 SMI que exige Ahora Madrid, deberá añadirse aquella de 3 SMI que dicta el Código Ético de Podemos", señala.

El Consejo Municipal de Podemos ha mostrado también su "absoluto respeto" a la decisión personal que puedan tomar los concejales de Ahora Madrid al respecto de continuar o no continuar como inscritos o inscritas en Podemos. Y esperan que puedan reincorporarse en el futuro a la organización pero "aceptando los reglamentos de los que nos hemos dotado".  

Espinar: "No podéis ser militantes y no pagar"

No pueden ser de Podemos pero no donar al partido Espinar ha afirmado este jueves que con el expediente abierto por la Comisión de Garantías Democráticas a siete ediles de Ahora Madrid por no contribuir económicamente al partido se les quiere hacer llegar que "tienen que elegir", ya que "no pueden ser de Podemos pero no donar a Podemos".

En declaraciones a La Sexta, Espinar ha recordado que los cargos públicos de la formación morada se han comprometido a no cobrar más de tres salarios mínimos interprofesionales, unos 2.100 euros al mes. "Tenemos unas limitaciones que vienen de la idea de que uno no puede ser representante popular viviendo como un marqués, viviendo como vive la gente. Tres salarios es un sueldo más que suficiente para vivir", ha dicho.

Uno no puede ser representante popular viviendo como un marqués Lo que sucede es este caso, según ha explicado, es que Ahora Madrid tiene su propia carta financiera y sus propios principios éticos y los ediles "los cumplen a rajatabla". "Ninguno cobra su salario íntegro y todos cumplen con su carta financiera y con sus principios éticos. Pero las donaciones no las efectúan en Podemos, sino a otras iniciativas sociales. Por eso, lo que ha dicho la Comisión de Garantías Democráticas es que tenéis que elegir. No podéis ser militantes de Podemos pero no donar a Podemos", ha dicho.

El también portavoz de Podemos en el Senado ha explicado que "la clave" en esta cuestión es que en Podemos "se puede inscribir cualquiera" en pocos minutos a través de la web y sólo con el DNI. "La clave es que muchos son cargos públicos y responden a otras iniciativas sociales, como Madrid 129 en el caso Guillermo Zapata. Son concejales de Madrid que no son de Podemos. Ellos donan a otras iniciativas y a efectos prácticos no son militantes de Podemos, sino de organizaciones hermanas a las que nos unimos en las elecciones", ha reconocido.

Se les ha dicho que si eres cargo público y no donas a Podemos no tienes que estar inscrito Espinar entiende que el expediente abierto no es un castigo. "Lo que se les ha dicho es que si eres cargo público y no donas a Podemos no tienes que estar inscrito. No hay conflicto, son las reglas, y no representan un problema o conflicto. Ellos donan y viven de acuerdo a las carta financiera de Ahora Madrid. Viven como predican, son coherentes, muy dignos, representando los intereses de la ciudadanía, pero hay una situación de ser inscritos en Podemos pero a la vez donando a otra organización política", ha dicho.

"La clave es que lo más relevante es que ninguno de los concejales de Ahora Madrid se queda íntegramente el sueldo, no por actitud caritativa, sino porque entendemos que no pueden despegarse tanto que desconozcan los problemas reales de la ciudadanía. Es un salario que está muy bien para vivir", ha insistido.

En resumen, el diputado autonómico ha indicado que todas las organizaciones políticas "acarrean una seria de deberes". "Nosotros nos queremos y la gente de Ahora Madrid es muy decente y están haciendo un maravilloso trabajo y donan parte de su sueldo a organizaciones sociales. Compartir camino con mucha gente genera fricciones, pero enriquece la propuesta política", ha concluido.