El actor Robert Pattinson acaba de triunfar en el pasado festival de Cannes con su nueva película, Good Time, en la que interpreta a un criminal de Nueva York que lucha por salvar la vida de su hermano.

Pero actuar en la cinta no fue fácil, según ha contado en el programa Jimmy Kimmel Live, uno de los late night con más exito de Estados Unidos. En la entrevista, recordó una escena que no quiso hacer.

"Mi personaje cree que tiene el control sobre los animales. Había una escena que filmamos en la que básicamente un camello entra en la habitación donde yo estoy durmiendo con el perro y básicamente masturbándolo".

Entre risas, Pattinson recuerda como el director de la película le dijo: "Hazlo real, no seas un blando". Al final el actor no quiso hacer la escena de esa manera y se usó un pene falso de perro. Tras la posproducción, la escena fue eliminada.

Good Time impresionó a la mayor parte de la crítica de Cannes y se estrena en Estados Unidos el 11 de agosto. Todavía no hay fecha de estreno oficial en España.