La tarifa plana de 50 euros de cotización a la Seguridad Social para incentivar a los nuevos autónomos ha beneficiado a 1,2 millones de empreandedores desde su puesta en marcha, según se recoge en los datos publicados por el Ministerio de Empleo.

De todos, 443.606 eran menores de treinta años mientras que las comunidades autónomas con más beneficiarios han sido Andalucía (227.270), Cataluña (202.036) y Madrid (165.494).

La tarifa plana de 50 euros de cotización a la Seguridad Social se aprobó en febrero de 2013 dentro de la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven para autónomos menores de 30 años y posteriormente se amplió su ámbito de aplicación a todos los emprendedores, con independencia de su edad.

A la bonificación del 80% de la cuota durante los seis primeros meses de actividad, que la sitúa en unos 50 euros, se suma una reducción del 50% de la base mínima durante otros seis meses y una bonificación del 30% en los 18 meses siguientes para los hombres menores de 30 años y las mujeres menores de 35 años.

La futura ley de autónomos, que actualmente se encuentra en tramitación parlamentaria, prevé ampliar la tarifa plana de 50 euros de seis meses a un año.