El Ministerio ha establecido hasta 200 millones de euros de crédito subvencionado a los titulares de explotaciones agrarias afectadas, con bonificación de los intereses por la Junta de Castilla y León. La Caja Rural también gestiona estas peticiones.

La entidad soriana ha gestionado de momento 413 solicitudes, que suponen un 65 por ciento del total provincial y un 6 por ciento del total regional. De ellas, 169 han sido aprobadas y 61 denegadas, y estan el resto en situación de estudio.

La línea de ayudas de la Caja Rural afecta sobre todo a estas 61 denegaciones, así como a las que pudieran venir en el futuro. Por un lado, se tratarán de corregir errores administrativos que hayan sido el motivo de la denegación.

Por otro, la Caja confía en prestar esas ayudas a aquellos agricultores cuyos avales no hayan sido aceptados por la SAECA, gracias al conocimiento que la entidad financiera tiene de sus clientes, quienes pueden presentar otros avales de sus familias que con la SAECA no son válidos.

Así lo han explicado el vicepresidente de Caja Rural de Soria, Anselmo García, y el responsable del segmento agrario de la Caja, José Luis Palomar.

"En Caja Rural los números son importantes pero sin duda lo son más los clientes y sus problemas, que nos exigen, desde la cercanía y la experiencia, aportar soluciones a sus problemas", ha asegurado García.

Según las necesidades y el tipo de explotaciones, hay líneas de ayuda de hasta 40.000, 60.000 y 80.000 euros. En todos los casos, y en caso de aprobación, la Junta de Castilla y León se hace cargo de los intereses, que están fijados en el 0,70 por ciento. Los agricultores deben pagarlos primero, y luego se les devuelven a través de la Caja Rural.

Para poder acceder a estas ayudas, es necesario que las explotaciones hayan suscrito una póliza de Agroseguro antes del 15 de octubre de este año, y que se comprometan a mantenerla en los próximos tres años.

El plazo para pedir los avales de la SAECA y el reconocimiento de préstamo ante la Junta termina el 20 de septiembre, en cualquier oficina de la Caja.

La línea que ha lanzado la entidad soriana tiene las mismas condiciones y plazos. Estos nuevos préstamos, realizados con fondos y riesgos propios, ponen de manifiesto la confianza de los socios en su Cooperativa de Crédito y el respaldo de Caja Rural y su Consejo Rector con esas solicitudes denegadas, en un año complicado para el sector primario de nuestra provincia", según ha explicado García.

José Luis Palomar, por su parte, ha comentado que a lo largo del presente mes ya se han entregado más de nueve millones de euros de las liquidaciones de siniestros de Agroseguro. Palomar, como responsable agrícola, ha comentado que en Caja Rural de Soria la cuota de mercado está por encima del 64 por ciento lo que les "exige" brindar un servicio y asesoramiento técnico "de máximo nivel, y facilitar la contratación de Agroseguro mediante anticipos y líneas de financiación específicas y una administración ágil".

Desde Caja Rural de Soria se informa que en el asesoramiento agrario que se está ofreciendo a los socios y clientes se está haciendo especial hincapié en las modificaciones en materia de condicionalidad de la PAC puestas en marcha por las Administraciones como consecuencia de las adversidades climáticas.