Si el levantamiento de un dedo corazón pudiera tener música, algo parecido a esto es lo que se escucharía.