LG presentó su nuevo concepto de smartphone: el G5, un dispositivo al que hay que reconocerle la valentía de abrir el camino a los teléfonos modulares, o mejor dicho, ampliables. Además, apuesta por un nuevo diseño unibody que permite extraer la batería, y gracias al sistema ideado para ello, también admite módulos de expansión -de momento de fotografía y música-.