Este perro tenía tanta hambre que lamió la valla publicitaria que anunciaba un sándwich en Escocia. Aunque cabe la posibilidad que el cristal tenga algo rico untado y el can no pudo resistir la tentación. Un truco sencillo para convertir un vídeo en viral. ¿Qué pensáis?